martes, 12 de mayo de 2015

Actualizar Debian Wheezy a Debian 8 Jessie: primeras sorpresas

Tras unas horas de angustia por fin tengo instalada y, en apariencia, funcionando correctamente la nueva versión estable de Debian, la 8, que cuenta con el sobrenombre de Jessie. Ha sido una puesta al día desde Debian 7 Wheezy, la cual tenía plenamente actualizada. En primer lugar vamos a enumerar los pasos a seguir para sustituir Wheezy 7 por Jessie 8 a través del terminal de comandos.

Primeramente hay que editar el fichero /etc/apt/sources.list con su editor de textos favoritos ( a mí me gusta nano):

paco@paco-pc:~/$ sudo nano /etc/apt/sources.list

Una vez abierto tenemos que sustituir el término wheezy por jessie, o bien por stable. Con ésta última opción siempre tendremos actualizado Debian con respecto a la última versión estable.

Archivamos y salimos.

Seguidamente actualizamos repositorios.

paco@paco-pc:~/$ sudo aptitude update

Cuando acabe, actualizamos el sistema. Primero:

paco@paco-pc:~/$ sudo aptitude safe-upgrade

Después actualizamos la versión:

paco@paco-pc:~/$ sudo aptitude full-upgrade

Tienen una descripción más detallada aquí.

Después de un rato bien largo que en mi caso superó las tres horas ya tenemos instalado Debian 8 Jessie.

Pero ahora comienzan las sorpresas.

Al reiniciar resulta que no tengo entorno gráfico. Es decir, se aprecia la barra del panel, pero apenas, se ve muy difuminada y no responde a los clicks del ratón. El fondo de escritorio es de un horrendo gris oscuro y por ninguna parte aparece el letrero para logarme o elegir entorno gráfico. Entonces sufro un deja vu y comprendo que esto ya lo he vivido antes, así que me voy a esta entrada pensando que me está ocurriendo ahora en Jessie lo que ya sufrí con Wheezy.

Pero no. La cosa sigue igual.

Aún así el deja vu persiste. Busco en Google y hallo la respuesta: es un problema con Gnome, el entorno de escritorio que Jessie trae por defecto, algo que ya padecí en mi netbook, el cual solo funciona con el escritorio Xfce. La solución es establecer un entorno de escritorio distinto y otro gestor de arranque del X-Window System. Solo dos pasos:

paco@paco-pc:~/$ sudo aptitude install task-xfce-desktop

paco@paco-pc:~/$ sudo aptitude install lightdm

Reiniciamos y ya tenemos algo reconocible delante, con una pantalla de logado y la posibilidad de entrar con el escritorio Xfce en la esquina superior derecha. Eso sí, ninguna de las opciones de Gnome funciona. No me importa porque ya conozco Xfce de cuando trabajo con mi netbook, además de que mi PC es añejo y este es un escritorio que ahorra recursos por su simplicidad, cosa que me viene bien. Si a ustedes también les da igual ya estarían listos para navegar por su flamente Debian 8 Jessie.